Bilbao

Descubriendo Bilbao


Bilbao se encuentra en el norte de la Península Ibérica. Pertenece a la comunidad autónoma del País Vasco y es la capital de la provincia de Vizcaya. Conecta con el mar Cantábrico, del que le separan escasos kilómetros, a través de la ría de Bilbao o Nervión. 

Se trata de una ciudad que tiene mucho que ofrecer: tranquilidad, excelente gastronomía, atracciones que visitar y una gente amable. En cuanto al clima, Raúl (nuestro protagonista) debe reconocer que éste fue benévolo, ya que tuvo sol y agradables temperaturas. La verdad es que en un principio no se sorprendió por ello, sin embargo al poco tiempo se dio cuenta de que esas condiciones meteorológicas no eran para nada habituales por aquella zona. La gente local de Bilbao se encargó de informarle, pero es que además en los días posteriores pudo comprobar en primera persona que no volvería a ver el sol.

Su gastronomía, ¿Qué comer?


A continuación os dejo las palabras de Raúl, que fue quien vivió la experiencia de viajar a Bilbao. Sin duda debió disfrutar como nadie de esta experiencia.

<<Si os gusta comer, vuestro paladar encontrará en Bilbao una cantidad muy variada de alimentación. He de decir que sus famosos pinchos no son como los de la isla. En Mallorca son más bien raciones, pero allí un pincho podría ser perfectamente un plato individual.

En cuanto a pescados quiero destacar el bacalao a la vizcaína, el bacalao al pil-pil, purrusalda, merluza a la koksera o la merluza en salsa verde. Pero no sólo el pescado es protagonista, pues la carne también tiene su lugar en esta sabrosa ciudad. Ya sean platos guisados o chuletas (en algunos casos chuletones más bien).

Y si a los españoles lo que más nos gusta es ir de cañas y tapear, amigos míos, Bilbao es como la cuna de este “deporte”. Será sobre todo por las tardes cuando podemos ver a la gente relacionándose en los bares. ¿Qué mejor manera de disfrutar que tomarse una cañita o vinito acompañado de esos enormes y magníficos pinchos?>>

¿Qué más puedo contarte?


Si tenemos que hablar de cuándo es mejor viajar a Bilbao, todo depende de las preferencias de cada uno. Pero nos arriesgamos a aventurar que la mayoría preferís buen tiempo, por lo que la mejor época es el verano. Al menos es cuando tendréis más probabilidades de gozar de una ventana de sol.

Estando allí recomendamos moverse a pie, pues consideramos que es la mejor manera de conocer la ciudad. En caso de que caminar no nos convenza demasiado, también se puede optar por el transporte público. Autobús, metro, tranvía quedan a vuestra entera disposición.

Todavía existen tiendas de barrio donde poder adquirir dedales, parches bordados y otras curiosidades. Por supuesto también tenéis tiendas de moda como en cualquier ciudad española.

Y por hablar de alojamiento, aunque evidentemente cada uno puede optar por su elección personal, Raúl nos expone su experiencia en el hotel Ercilla

<<La habitación que me dieron era amplia, con recibidor y doble puerta de entrada. El baño amplio, con plato de ducha y un enorme cristal. Las vistas no eran muy buenas, daban al interior de la manzana, pero al menos era tranquila. Las camareras hacían bien su trabajo y había una caja fuerte gratuita dentro del armario. Por poner un pero, al abrir el mini bar había una botella de agua abierta y me cargaron dos veces una habitación. Sin embargo, hablando se entiende la gente, y finalmente todo se solucionó.>>

Lugares de interés


  • Paseo de Abandoibarra
  • Museo Guggenheim
  • Basílica de nuestra Amatxo Begoña (Basílica de Begoña)
  • Calzada de Mallona
  • El Casco Viejo o Las Siete Calles
  • Catedral de Santiago de Bilbao
  • Iglesia San Antón
  • Mercado de la Rivera
  • Parroquia de San Nicolás Bari
  • Iglesia de los Santos Juanes
  • El Palacio Chavarri
  • Quinta Parroquia. Bilboko bostgarren parroquia
  • Iglesia de San José de la Montaña
  • Puente Zubizuri
  • Teatro Arriaga
  • Convento de la Encarnación
  • Puente de la Rivera

Para más entradas como ésta, visita nuestro blog

Fdo.

Algo por Vivir